Arranca la Bilbao International Games Conference 2023

La cita bilbaína celebra su 13ª edición en un momento brillante para la industria local

Por Antonio Santo

Empieza una nueva edición de la Bilbao International Games Conference: dos días en los que la industria del videojuego española se reúne en la capital vizcaína para intercambiar conocimientos y experiencias, debatir el futuro y celebrar sus logros; también para tender nuevos puentes y encontrar socios internacionales con los que seguir creciendo. Desde 2011, Bilbao se convierte en el crisol de una industria cada vez más fuerte y vibrante; y este año la BIG Conference viene con un potente programa e invitados de élite para poner su granito de arena para que este crecimiento continúe.

Es un momento dorado para la creación de videojuegos en España como nunca se había visto antes. Siempre ha habido talento y creatividad en nuestros creadores, pero desde hace unos años se está fraguando al fin un verdadero tejido industrial, con estudios que se van fortaleciendo más y más con un éxito tras otro. Este 2023 ha sido un año particularmente brillante: cualquier lista de los mejores juegos independientes lanzados al mercado estará copada por títulos desarrollados aquí, y el futuro próximo se perfila igualmente prometedor.

Empresas como The Game Kitchen, Tequila Works, Out of the Blue, Brainwash Gang, Deconstructeam o Fictiorama eran hace no mucho tiempo aún pequeñas iniciativas que daban sus primeros pasos, algunas capitaneadas por veteranas de la industria, otras por jóvenes creadores. Todas ellas han pasado por el escenario de la BIG Conference (en su anterior encarnación como Fun&Serious Game Festival), y para este evento es particularmente ilusionante ver cómo han crecido hasta escribir sus propias páginas en la historia del videojuego.

Vuelve la Fun Zone con un centenar de puestos de juego y se celebrará la primera feria de empleo

Garantía de futuro

Este crecimiento de la industria española es curiosamente anticíclico: mientras los estudios locales cosechan éxitos y se fortalecen de cara al futuro, la industria internacional se ha visto sacudida por oleadas de despidos masivos. A esto se suma una constante tendencia de deslocalización de las grandes multinacionales que firman los juegos AAA. En este contexto de incertidumbre, que la escena española sea cada vez más fuerte no sólo es una excelente noticia, sino sobre todo garantía de futuro.

Y todo esto se refleja también en eventos como esta BIG Conference, orientada a profesionales del videojuego, que tiene como objetivo precisamente contribuir al fortalecimiento de la industria, además de servir de foro de ideas y punto de encuentro. Ya el año pasado supuso un éxito sin precedentes en un contexto difícil, al ser el primer año 100% presencial tras la pandemia y pivotar completamente a evento para profesionales. El riesgo era grande, pero el espaldarazo de apoyo fue unánime.

Más de 1.000 personas de 483 empresas distintas asistieron al congreso y participaron en las actividades de networking de la BIG Conference 2022. Más de 40 publishers, inversores y ponentes internacionales viajaron a Bilbao para encontrarse con la escena local, con el resultado de más de 700 reuniones cerradas a través de la app oficial de networking (¡y quién sabe cuántas improvisadas alrededor de una taza de café o de unos pintxos!). En resumen, un éxito ilusionante que indica que el evento bilbaíno tiene por delante un gran futuro.

Consolidada ya la BIG Conference como el mayor congreso para profesionales de España, este año se plantea el reto de seguir creciendo y poco a poco atraer más y más creadores internacionales. Para lograrlo la BIG pone argumentos de peso sobre la mesa: una potente agenda formativa, con gran protagonismo del videojuego español pero invitados de élite de la industria internacional; con un área de networking tan potente como siempre; con una Fun Zone donde el juego indie brillará con luz propia; y con algunas novedades de gran calado, como la primera Feria de Empleo, que se incorpora a clásicos como los Premios Titanium o los Indie Burguer.

Una gran novedad de este año es el cambio de ubicación; o casi podríamos decir, la vuelta a casa de la BIG Conference, que regresa al Palacio Euskalduna, que durante muchos años fue sede del festival de videojuegos Fun&Serious. Tras su excelente etapa en el BEC, el evento vuelve a una ubicación de lujo en el centro de Bilbao que facilitará el acceso a sus actividades no sólo a los profesionales participantes, sino también al público bilbaíno que quiera pasarse a descubrir lo que el videojuego español se trae entre manos para el futuro próximo.

Y ésta es otra de las noticias de esta 13ª edición: recuperamos la Fun Zone, el espacio de exhibición de videojuegos de la BIG Conference en el Palacio Euskalduna, centrada este año en el videojuego independiente. Con aproximadamente 100 puestos de juego, las personas que nos visiten podrán probar la selección de juego indie de Indiedevday Barcelona y los finalistas del BIG Indie Contest, disfrutar de lo mejor del videojuego de distintas regiones con los espacios de Madrid in Game y Polo Digital Málaga, e incluso conocer la escena indie francesa, que incursiona por primera vez en la BIG Conference con diez de sus mejores proyectos. Habrá también oportunidad de probar la realidad virtual de la empresa sevillana Odders Lab, e incluso de adentrarse en una pequeña aventura en una escape room organizada por Médicos Sin Fronteras.

Y tampoco podemos olvidarnos de los invitados de excepción de este año, los dos premios honoríficos de la BIG Conference: Dinga Bakaba, Studio Director de Arkane Lyon (creadores de juegos como Deathloop o Dishonored) y Katsuhiro Harada, productor de Bandai Namco y creador nada menos que de la clásica serie de lucha Tekken. En definitiva, empieza una BIG Conference más interesante que nunca, más grande que nunca, con más y mejores invitados; un evento que aspira a ser transformacional. La industria del videojuego desembarca en Bilbao para unos días inolvidables.

Publicaciones relacionadas